ETIQUTAS: Huascar De SalasLa mortificación del pecadoSantiago

La fuente de nuestros conflictos son los deseos aparte de Dios que hemos sentado en el trono de nuestro corazón.